Thai Blue Tea & Lemon Cheesecake

Hola a todos,

Hoy despedimos el verano con esta deliciosa y original cheesecake, de color azul!!!, Si, si azul, como el cielo y el mar!!!

Como ya he mencionado en alguna otra ocasión, no soy nada partidaria de usar colorantes en la comida y este precioso color azul se debe a un té Tailandés, que he descubierto recientemente. Mi hija y yo somos muy aficionadas al té y hace un par de semanas probamos uno nuevo conocido como “Butterfly Pea power tea”, un te de un intenso color azul y que se elabora con unas preciosas flores azules que crecen en Thailandia y Vietnam, y al que se le añade lemongrass. Su consumo esta muy extendido en el Sudeste asiático desde hace siglos y al igual que el te verde, es un potente antioxidante, y según dicen previene el envejecimiento de la piel y es un excelente anti-inflamatorio.

Si quereís comprarlo, lo encontrareis en amazon , os dejo el link

https://www.amazon.es/gp/product/B00Q75IJ0A/ref=oh_aui_detailpage_o04_s00?ie=UTF8&psc=1

En cuanto a la tarta, esta compuesta de una base sable maravillosa que se elabora con azúcar moreno y galletas Biscoff trituradas, un cheesecake super cremososo al que añadimos zumo de limón y nata en la que hemos infusionado el Blue te y por ultimo, acompañamos el cheesecake de una ganache montada de limón con la que coronamos nuestra tarta!!! En definitiva una receta algo laboriosa, pero absolutamente irresistible y con la que dejareis boquiabiertos y encantados a todos!!

Thai Blue Tea & Lemon Cheesecake

Receta de Beatriz Escat

Ingredientes

  • Sable de galletas Biscoff
  • 75 gr mantequilla con sal

  • 60 gr azúcar moreno o integral de caña molido

  • 60 gr almendra en polvo

  • 60 gr harina floja

  • 20 gr galletas Biscoff (Lotus) trituradas

  • Cheesecake
  • 250 gr queso crema tipo philadelphia

  • 200 gr chocolate blanco de cobertura

  • 110 gr azúcar

  • 200 ml nata 35% MG semimontada

  • 2 sobre de Blue Tea

  • 4 hojas de gelatina

  • el zumo de dos limones

  • 40 ml nata 35% MG 

  • Crema montada de limón
  • 85 ml nata 35% MG

  • 55 ml nata 35% MG

  • 3 gr azúcar invertido

  • 3 gr glucosa líquida

  • 55 gr chocolate blanco de cobertura

  • corteza de medio limón

Preparación

  • Sable de galletas Biscoff
  • en un procesador de alimentos, triturar las galletas hasta que queden reducidas a polvo
  • En una amasadora tipo Kenwood o KA con el accesorio pala mezclar la mantequilla y el azúcar a la velocidad más lenta posible. Mezclar lo justo hasta que este integrado
  • añadir la harina tamizada y la almendra en polvo
  • por último añadir la galleta triturada y amasar lo justo hasta tener una masa que se despega de las paredes
  • extender con la ayuda de un rodillo entre dos papeles de horno a un grosor de 2,5-3mm y congelar
  • precalentar el horno a 170 C
  • con la ayuda de un aro de repostería de 18cm troquelar la sable congelada y hornear durante 13-15min. Dejar enfriar sobre una rejilla
  • Cheesecake
  • hidratar las hojas de gelatina en agua muy fría
  • Calentar el zumo de limón y desleír la gelatina muy escurrida. Dejar que pierda temperatura
  • Fundir el chocolate blanco troceado al baño maría o en el microondas a intervalos de 30seg y cuidando que no se queme y no sobrepase los 45ºC de temperatura. Dejar que pierda temperatura y baje a 27-30ºC
  • Calentar los 40ml de nata y hacer una infusión con las dos bolsitas de Blue tea. Reservar hasta que este frio
  • En un bol , batir con la ayuda de unas varilla el queso crema con el azúcar.
  • Volcar sobre el chocolate fundido y mezclar bien
  • Añadir el zumo de limón con la gelatina y mezclar bien
  • A continuación, añadir los 200 de nata semi montada con movimientos envolventes
  • Colocar la sable de galleta en la base de un aro de repostería de 18cm y 4,5cm de altura. colocar una tira de acetato por la parte interior
  • añadir un tercio de la infusión de Blue tea a la masa, mezclar y volcar un tercio de la masa sobre el aro
  • Repetir la operación anterior dos veces, cada una de ellas con un tercio de la infusión, de esta forma se consigue el efecto de color azul degradado
  • guardar en el congelador hasta que cuaje.
  • Unas horas antes del pase, desmoldar la tarta, escudillar sobre ella la crema montada y decorar al gusto
  • Descongelar en nevera y degustar
  • Crema montada de limón
  • En un cazo poner los 85 ml de nata junto con la corteza de limón y llevar a ebullición. 
  • Retirar del fuego, tapar con film y dejar infusionando el limón en la nata en la nevera hasta el día siguiente
  • Transcurrido este tiempo, colar la nata, añadir el azúcar invertido, la glucosa y los 55ml de nata y llevar a ebullición
  • volcar sobre el chocolate blanco derretido, remover y emulsionar con un turmix
  • Guardar la ganache en la nevera
  • Montar cuando este a 4ºC montar y pasar a manga pastelera. 
  • Reservar en el frigorifico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *